x
Buscador de la Hemeroteca
Català
Secciones

Tarragona Reus Costa Daurada

Tarragona
29.17 º
14.76 Km/h
Arte
Jacint Hierro i Priscila Alegre observant de prop el mural sobre els morts de la N-340.

Denuncia, crítica social, paisaje y memoria, al certamen Ebrergent 2019

Jacinto Hierro y Priscila Alegre observando de cerca el mural sobre los muertos de la N-340.

Denuncia, crítica social, paisaje y memoria, al certamen Ebrergent 2019

Entre los las obras hay un mural que plasma a los muertos en la carretera N-340 desde el años 70

Actualizada 12/07/2019 a las 18:51

Un largo mural iluminado al suelo se extiende al fondo del Centre d'Art de les Terres de l'Ebre – Lo Patio. Un rastro negro con giros abruptos y una correlativa numeración familiar parte la tela por la mitad, revelando lo que podría ser la representación de una infraestructura. Los centenares de cruces rojas a su alrededor, simbolizando a las víctimas que ha dejado durante cinco décadas, no dejan lugar a duda: es el tramo ebrense de la carretera N-340 y el rastro de muerte que arrastra. La obra del ampostino Jacinto Hierro es una de las cinco seleccionadas por el certamen Ebrergent 2019, que convocan conjuntamente Lo Pati y la Direcció General de Joventut. La crítica social a la alienación capitalista, la recuperación de la memoria histórica o la reivindicación del paisaje son algunos de los conceptos que desarrollan en la muestra los artistas emergentes de las Terres de l'Ebre.

Hierro inició su proyecto después del trágico accidente en el que murieron dos jóvenes en la mencionada carretera en Amposta a finales del 2016. Decidió hacer una investigación para contabilizar el número de muertos en la N-340 desde el año 1974, cuando se puso en marcha el primer tramo de la autopista de peaje AP-7. La tarea, asegura, no ha sido fácil. Entre otras cosas, porque no había datos precisos sobre el número exacto de víctimas ni su localización. «Hay gente que muere durante el trayecto o al cabo de unos días en el Hospital. No podemos decir que han muerto en la carretera porque no los contabilizan», apunta.

A pesar de eso, el recuento final sumó 488 personas, más diecinueve víctimas este año. Todas están plasmadas con una cruz, repartidas por toda la superficie del mural. «Es una crítica y una denuncia de la N-340, de las muertes que han habido en los 45 años que llevamos pagando la AP-7, desde 1974. He querido representar con las cruces los muertos, en el trazo queda representada toda la sangre. Que la gente se dé cuenta qué pasa en este territorio y sepa la gente que está muriendo. Si no lo vemos por el volumen no le das importancia. Lo quise hacer grande para que impacte mucho más», señala. Al final, valora la experiencia positivamente, en términos de concienciación y de impacto sobre los espectadores. Recuerda, sin embargo, que la suya es una obra «inacabada» porque mucha gente todavía sigue muriendo. «Mientras haya carretera habrá muertes y vidas que nos jugaremos», reflexiona.

Al lado de la obra de Hierro, la también ampostina Priscila Alegre expone Ergasía. En este caso, se trata de una pieza de arte sonoro que quiere poner el dedo en la llaga de la organización del tiempo dentro del sistema laboral capitalista, como forma de alienación. Lo hace a partir de la sirena de la Cambra Arrossera d'Amposta, que suena a las horas de entrada y salida del trabajo y forma parte ya del imaginario de los vecinos de la ciudad. A lo largo de 24 minutos, una serie de sonidos cotidianos vinculados al trabajo o la vida cotidiana representan el día de la gente de Amposta: la mencionada sirena, los grillos, el despertador, el sonido de la radio, el de programas de televisión o los más nuevos procedentes de las notificaciones y mensajes de los móviles, entre otros. La instalación, concretamente, está formada por un tubo transparente cerrado por dos altavoces con bolitas de porexpán que se mueven por el efecto de las vibraciones sonoras y forman imágenes abstractas que se proyectan en el suelo.

Bailando al ritmo del capitalismo
«Son engranajes: todos bailamos al sonido de estas frecuencias, que alguien nos obliga. Es una reflexión sobre el capitalismo. Las bolitas de porexpán son los ampostinos y ampostinas que bailan al sonido de estas frecuencias» observa Alegre, que también se muestra satisfecha sobre la recepción de este concepto y reconoce que su voluntad era hacer «mirar más allá» y «sacudir» conciencias, «pensar en cosas nuevas».

La muestra cuenta con tres obras más expuestas. Por una parte, la del ampostino Jordi Giner, Listen to your Heart , una instalación interactiva donde una mano con varios sensores interactuan con el visitante. Eso dispara una serie de sonidos aleatorios en función de la temperatura, las pulsaciones o la humedad de la palma de la mano del espectador. También el paisaje ebrense, concretamente de la Terra Alta, es objeto de reflexión, en este caso con la obra del gandesano Pere Jordi Royo. Situada entre la pintura y la escultura, traslada un fragmento de viña de la comarca, con sus cepas, justo en medio de lo Pati.

Por último, David Tena de Benicarló explora la memoria histórica con Fins la vil·la de Greiser, 1942. Se trata de una instalación donde aborda los posibles o imposibles vínculos de su abuelo alemán con un dirigente nazi. Aporta fotografías y marcos vacíos que simbolizan el silencio. También la proyección de un vídeo con la ejecución pública de Arthur Greiser.

Vinculación con el territorio
«Todo está muy relacionado con las personas de las Teres de l'Ebre, la forma que vivimos y nuestra historia», explica la directora de lo Pati, Aida Boix. Si bien la temática y la técnica eran de elección libre, este ha sido uno de los nexos comunes de la selección de obras que ha hecho este año el jurado. «El arte contemporáneo te tiene que despertar algún sentimiento. Puedes salir emocionado, puedes salir enfadado, pero no puedes salir indiferente: las cinco obras te hacen reflexionar sobre alguna cuestión», sentencia.

La muestra de Ebrergent, inaugurada el pasado ocho de junio y que se podrá ver hasta el próximo 28 de julio en lo Pati. En la convocatoria pueden concurrir personas de entre 18 y 35 años, nacidas o residentes en las Terres de l'Ebre, el Matarranya y el Bajo Maestrazgo. Cada uno de los seleccionados recibe una dotación de 300 eur0s en concepto de ayuda a la producción con tutorización y mentoría de un experto.
Temas relacionados
Diari MesDiari Mes es una marca registrada de Tamediaxa, S.A.

Redacció i administració: Carrer Manuel de Falla, 12 Baixos. Tarragona

977 21 11 54

Redacció a Reus: Carrer Monterols, 36 2n. Reus

977 32 78 43

diari.mes es un medio
auditado por OJDInteractiva
Diari Mes

Con la colaboración de:
Diari Mes