x
Buscador de la Hemeroteca
Català
Secciones

Tarragona Reus Costa Daurada

Tarragona
15.69 º
5.544 Km/h
Política
Rubén Viñuales, al centre, en la presentació de la candidatura de Cs a Tarragona el 29 d'abril de 2019.

Rubén Viñuales agrava el goteo de bajas de Cs y ficha por el PSC

Rubén Viñuales, en el centro, en la presentación de la candidatura de Cs en Tarragona el 29 de abril de 2019.

Rubén Viñuales agrava el goteo de bajas de Cs y ficha por el PSC

Dimite de su cargo al Ayuntamiento y será el número 2 de la candidatura socialista de Tarragona en las elecciones del 14-F

Actualizada 30/12/2020 a las 08:00

Rubén Viñuales, el líder de Ciutadans (Cs) y portavoz del grupo municipal de la formación naranja en Tarragona, se sumaba ayer a la hemorragia de bajas que sufre el partido de Inés Arrimadas. Viñuales ha dimitido de su cargo como concejal y comunicó su baja de Cs para sumarse al Partit dels Socialistes de Catalunya ayer por la mañana. Viñuales será el número 2 de la candidatura socialista por Tarragona que encabeza Rosa Maria Ibarra de cara a las elecciones catalanas del 14 de febrero, tal como se tenía que confirmar ayer tarde en el comité de las listas del PSC y se ratificará hoy en el consejo nacional extraordinario. La incorporación de Viñuales a las filas socialistas se vendía gestando desde hace cinco semanas, habría intervenido el mismo Salvador Illa, secretario de Organización del PSC en Cataluña y contaba ya ayer con el visto bueno de la ejecutiva nacional. El tercer lugar será, con toda probabilidad, para un representante de las Terres de l'Ebre.

El descontento de Viñuales hacia el partido que representaba ha sido evidente los últimos tiempos y su disidencia, un secreto a voces que tenía que materializarse tarde o temprano. Sin embargo, Viñuales consiguió eclipsar ayer por la mañana la aprobación del presupuesto del Ayuntamiento de Tarragona. Su baja del partido saltaba a la luz pública justo al acabar el pleno extraordinario de presupuestos, pero su carta de dimisión y de baja del partido la cursó una hora antes de la finalización de la sesión municipal en que participaba. Cuando acabó el pleno cobraron importancia las palabras que el mismo Viñuales había pronunciado en el transcurso de lo mismo, cuando aseguró que era una sesión «especialmente importante para él» o cuando, en las postrimerías, bromeó diciendo que había estado «un poco distraído» durante la sesión.

«No puedo seguir defendiendo un proyecto que no me representa. Yo no he cambiado, Ciutadans ha cambiado», dice en su carta de dimisión. Viñuales reconoce en la misiva que «a nadie se le escapa que han sido muchas las desavenencias con la dirección del partido en Cataluña, así como a escala nacional, fruto de la deriva del mismo hacia unos postulados muy diferentes de los que inicialmente fueron Ciutadans». El hasta ayer líder de Cs en Tarragona anunciaba el abandono del partido, pero se negaba a «renunciar a todo lo hecho durante estos años en defensa de nuestra querida ciudad y provincia, así como tampoco renuncio a las grandes personas «con quien he tenido la suerte de cruzarme durante este periplo que hoy toca su final».

La deserción de Viñuales cogía por sorpresa a sus compañeros de grupo municipal –o eso ecía la concejala Sònia Orts a Diari Més-. Hacia el mediodía, la formación emitía un comunicado donde afianzaba el compromiso de la formación con «la democracia, la convivencia y la libertad en Cataluña» y donde aseguraba que, el suyo, continúa siendo un proyecto de centro liberal. Sobre la decisión del hasta ayer portavoz en el Ayuntamiento, Cs Tarragona declaraba que «si alguien no quiere mantener este compromiso con la causa del constitucionalismo en Cataluña –delante del yugo nacionalista–, está en su derecho, pero el proyecto de Ciutadans seguirá trabajando de manera incansable por el interés general de los catalanes, que pasa, en el futuro más inmediato, para alcanzar un gobierno para todos».

Las reacciones del pleno
Desde el grupo municipal del PSC en el Ayuntamiento de Tarragona se mostraban reticentes a valorar el abandono de Viñuales a la espera de la confirmación por parte del comité de listas que se celebraba ayer tarde. «Es una decisión personal y la respetamos. No nos ha sorprendido. Siempre hemos considerado que nunca ha estado a gusto del todo en Ciutadans,» decía la portavoz del PSC, Sandra Ramos.

En la misma línea se mostraba el portavoz de los populares en el consistorio, José Luis Martín: «Era evidente que no estaba a gusto». «Lo consideramos una muestra de la falta de rumbo que lleva Ciutadans y de un barco que se hunde y del cual la gente quiere salir», añadía. Sobre el cambio de color político, Martín decía que «es legítimo que cada uno encuentre el espacio político que le representa y, seguramente, el PSC no está demasiado alejado de su ideario político».

Junts per Tarragona, por el contrario, se mostraba crítico a la formación socialista. «Era muy evidente, no sólo lo sabíamos, sino que hace meses que lo insinuábamos. Viñuales y Josep Fèlix Ballesteros (PSC) habían llegado a muchos pactos con anterioridad y este es uno más. Es la deriva definitiva del PSC en Tarragona, sus militantes tendrían que coger las riendas del partido», apuntaba ayer al portavoz de Junts, Dídac Nadal. Por su parte, la concejala de la CUP en el Ayuntamiento Eva de Miguel dirigía también los dardos hacia los socialistas. «El PSC necesita de manera imperiosa cambiar las caras del partido por los casos de corrupción que tienen. Pensamos, además, que este movimiento tiene más alcance del que se ve de forma inmediata, no nos extrañaría que dentro de dos años volviéramos a tener el señor Viñuales por el Ayuntamiento», decía De Miguel. Las reacciones llegaban también desde la cuenta de Twitter de otro político que ha protagonizado una huida de lo que había sido su partido: el exdiputado Carles Castillo, quien recientemente ha abandonado el PSC y será el número 4 en la lista de ERC en Tarragona el 14-F. «Todo el apoyo a la decisión de Viñuales. Es un buen fixage para el PSC. Demuestra que el PSC sólo busca el sorpasso con Cs, abandonando el catalanismo y dejando huérfano una parte de la izquierda. Me ratifico con la decisión tomada», publicaba Carles Castillo.

La dimisión de Viñuales como concejal en el consistorio significa su baja automática como diputado a la Diputación de Tarragona. En caso de que Cs opte por ocupar el escaño que Viñuales deja vacío en el plenario con el quinto de la lista de la candidatura con que contribuyó a las elecciones de 2019, este sería para Asunción Sancho.

Comenta el contenido : Rubén Viñuales agrava el goteo de bajas de Cs y ficha por el PSC
Diari MesDiari Mes es una marca registrada de Tamediaxa, S.A.

Redacció i administració: Carrer Manuel de Falla, 12 Baixos. Tarragona

977 21 11 54

Redacció a Reus: Carrer Llovera, 18. 1r 1a. 43201 Reus

977 32 78 43

diari.mes es un medio
auditado por OJDInteractiva
Diari Mes

Con la colaboración de:
Diari Mes