x

Nos gustaría enviarte las notificaciones para las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
Buscador de la Hemeroteca
Català
Secciones

Tarragona Reus Costa Daurada

Tarragona
31 º
14.76 Km/h
Judicial
Imatge d'arxiu de l'inici del judici contra Ramon Franch a l'Audiència de Tarragona, aquest 6 de novembre.

La hija de Carme Gallart: «Franch ofreció dinero en negro a mi madre para que retirara la demanda»

Plano general de la sala de vistas de la Audiencia de Tarragona en el inicio del juicio contra Ramon Franch, este 6 de noviembre.

El fiscal Àngel Villafranca i l'advocat de l'acusació particular, Antoni Mendia, en l'inici del judici contra Ramon Franch a l'Audiència de Tarragona.

La hija de Carme Gallart: «Franch ofreció dinero en negro a mi madre para que retirara la demanda»

El fiscal Àngel Villafranca y el abogado de la acusación particular, Antoni Mendia, en el inicio del juicio contra Ramon Franch en la Audiencia de Tarragona.

Joan Manel Martín, advocat defensor de Ramon Franch, en l'inici del judici que s'ha celebrat a l'Audiència de Tarragona, aquest 6 de novembre.

La hija de Carme Gallart: «Franch ofreció dinero en negro a mi madre para que retirara la demanda»

Joan Manel Martín, abogado defensor de Ramon Franch, en el inicio del juicio que se ha celebrado en la Audiencia de Tarragona, este 6 de noviembre.

La hija de Carme Gallart: «Franch ofreció dinero en negro a mi madre para que retirara la demanda»

Arranca en la Audiencia de Tarragona el juicio contra el agente inmobiliario acusado de matar a una vecina de Els Pallaresos

Actualizada 06/11/2017 a las 16:43

Este lunes 6 de noviembre ha arrancado en la Audiencia de Tarragona el juicio contra Ramon Franch, el presunto autor de la muerte de Carme Gallart, una vecina de Els Pallaresos (Tarragonès) que se mantiene desaparecida desde hace más de dos años. Durante la primera sesión de la vista oral, que se hace con un jurado popular, ha declarado la hija de la víctima, la cual ha relatado cómo su madre desapareció el 18 de junio del 2015 y no ha vuelto a dar señales de vida desde entonces. La mujer ha afirmado que, previamente y en al menos un par de ocasiones, el acusado había ofrecido dinero «en negro» a su madre para cerrar «extrajudicialmente» un litigio en que ella lo acusaba de estafa. Por estos hechos, Franch se enfrentaba a penas de hasta seis años de prisión, quince meses de multa y una indemnización de 1,5 MEUR. El ministerio fiscal sostiene que el agente inmobiliario urdió un plan para matar a Gallart y se deshizo de su cuerpo -que todavía no ha aparecido- para evitar la celebración del juicio. La defensa del acusado, que declarará el 15 de noviembre, ha pedido la absolución de su cliente y ha negado la existencia de un móvil económico. La fiscalía mantiene la petición de 15 años de prisión por homicidio y la acusación particular de 20 años por asesinato.

«Intentaremos probar que el señor Franch ideó un plan para acabar con la vida de la señora Gallart». Así ha resumido el fiscal Angel Villafranca su objetivo durante este macro juicio, en el cual declararán más de 100 testigos hasta el 17 de noviembre. El ministerio público ha subrayado que, desde su desaparición, la víctima no ha contactado con ningún familiar o amigo, no ha utilizado el móvil ni sus redes sociales, ni ha gastado «ni un euro» de su pensión.

El abogado de la acusación particular, Antoni Mendía, considera que Franch tendría que ser declarado culpable de un delito de asesinato o, alternativamente, de homicidio. Su objetivo, ha dicho al jurado popular, es poder averiguar dónde se encuentra el cuerpo de Gallart y que su familia -sus dos hijos, porque los padres han muerto este año- pueda «cerrar el luto».

Por su parte, el abogado de la defensa, Joan Manel Martín, ha argumentado que Franch no tiene ninguna responsabilidad en los hechos y es inocente. A pesar de admitir la existencia de una querella presentada por Gallart por presunta estafa, el letrado ha argumentado que «este no era el móvil». «La fecha próxima de este juicio -fijado inicialmente para septiembre del 2015- se utiliza como móvil, pero no se dice que estaba aplazado hasta mayo del 2016», ha remarcado.

La hija confirma presiones del acusado para evitar el juicio
La primera de los testigos que han declarado en la vista oral ha sido la hija de la víctima, Mónica Martínez, a quien ha relatado como su madre salió de casa para coger el autobús, sobre las once de la mañana, para ir a Sant Pere i Sant Pau y al centro de Tarragona, donde había quedado. Al ser alertada de que no había llegado a su destino y que no se sabía nada, denunció los hechos a los Mossos D'Esquadra y se hicieron batidas por la zona.

Según ella, Franch se había encontrado con su madre en al menos dos ocasiones y le había ofrecido «llegar a un acuerdo extrajudicial» para que retirara la demanda. La hija ha cifrado en unos 350.000 euros el dinero «en negro» que el promotor habría ofrecido a su madre, la cual no aceptó. Además, ha explicado que el acusado insistía en que no dijera nada a los abogados y que el trato quedara entre ellos dos.

La trabajadora de una oficina de seguros con quien Gallart había quedado el día de la desaparición ha apuntado que mantenían una buena relación y que la víctima le explicaba asuntos personales. Según esta testigo, Franch «lo agobiaba para pararla y darle dinero en mano». «Le había ofrecido dinero unas 12 veces y, tres días antes de su desaparición, fue la última vez. Me dijo que le daba miedo que la volviera a parar», ha declarado.

Un móvil económico?
Ramon Franch y Carme Gallart mantenían un litigio por estafa que se remonta al año 2006. Aquel año, la mujer contrató los servicios de la inmobiliaria Franch con el objetivo de poner en venta una casa que tenía en la playa del Miracle y adquirir una vivienda en la zona de la Muntanyeta, en el barrio de Sant Pere i Sant Pau.

Según la fiscalía, el empresario hizo creer a la mujer que tenía un comprador para su domicilio y, esta, pidió un préstamo para comprar la segunda vivienda. Las dos operaciones las gestionó el acusado, que se embolsó una comisión de 45.000 euros. Como la primera operación resultó un engaño, la mujer se vio obligada a pedir más préstamos y a deshacerse de sus propiedades para pagar las deudas.

Como consecuencia de estos hechos, Gallart presentó una querella contra Franch por los delitos de estafa y falsedad documental. El caso tenía que llegar a juicio los días 29 y 30 de septiembre del 2015, tres meses y medio después de su desaparición. Franch se enfrentaba a una petición de la fiscalía de hasta seis años de prisión, quince meses de multa y una indemnización de 1,5 MEUR.

Según el fiscal, sin embargo, al tener conocimiento de la fecha del juicio y ante las graves consecuencias a que tendría que hacer frente, intentó llegar a un acuerdo económico con Carme Gallart en varias ocasiones para que se apartara del procedimiento. Como los intentos fueron infructuosos, el acusado decidió acabar con la vida de la mujer y hacer desaparecer su cuerpo para impedir su localización, según el ministerio público.

Una vez urdido el plan, «con conciencia y voluntad de ocasionarle la muerte», Franch pidió prestado un coche a una conocida -a quien más tarde habría compensado con 1.000 euros- con la excusa de hacer vigilancias a su mujer por una presunta infidelidad. Tan pronto como dispuso del vehículo, el agente inmobiliario tintó los cristales del coche para impedir que pudiera ser reconocido e inició varios seguimientos a la mujer con el objetivo de localizarla durante los meses de mayo y junio del 2015, según el ministerio público.

Hacia las 11 de la mañana del 18 de junio del 2015, Franch encontró a la mujer en la calle en Els Pallaresos «consiguiendo voluntariamente o forzadamente, que se introdujera en el vehículo». En un lugar y momento sólo conocidos por él, según el fiscal, la mató. Más tarde, el agente inmobiliario estacionó en el interior de su parking, en la Baixada del Toro de Tarragona. Allí, «estando viva o después de haberla matado», introdujo a la mujer en el maletero del vehículo prestado.

El análisis de varios restos de sangre localizados en el vehículo confirmaron que pertenecían a Carme Gallart, de 65 años. Los investigadores sospechan que Franch se habría deshecho del cadáver en algún lugar del Pirineo oscense. El rastro de su teléfono móvil reveló que había hecho el mismo viaje un mes antes, posiblemente para realizar algún tipo de preparativo sobre el terreno.
Temas relacionados
Diari MesDiari Mes es una marca registrada de Tamediaxa, S.A.

Redacció i administració: Carrer Manuel de Falla, 12 Baixos. Tarragona

977 21 11 54

Redacció a Reus: Carrer Monterols, 36 2n. Reus

977 32 78 43

diari.mes es un medio
auditado por OJDInteractiva
Diari Mes

Con la colaboración de:
Diari Mes