x

Nos gustaría enviarte las notificaciones para las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
Buscador de la Hemeroteca
Català
Secciones

Tarragona Reus Costa Daurada

Tarragona
8 º
9.36 Km/h
Judith Pie Salvat: De Vilabella a Londres

«Vine a Londres de vacaciones y continúo aquí quince años después»

Judith Pie viajó a Inglaterra para estudiar inglés durante dos meses y hacer vacaciones, al cabo de dos días, le ofrecieron trabajo

Actualizada 23/08/2018 a las 20:15

–¿Qué motivos te llevaron a Londres hace ahora 15 años?
Vine inicialmente para dos meses de vacaciones y a estudiar inglés... ¡Y aquí sigo 15 años después!


–¿Tenía planeado quedarse tanto tiempo o fue inesperado?
Totalmente inesperado, no me imaginaba que me gustaría vivir en una ciudad tan grande. De hecho, al principio había planeado ir más hacia el norte de Inglaterra pero, al final, vine a Londres. Me enamoré de Londres y de la cultura inglesa esneguida. Todo fue muy fácil. Al cabo de dos días de estar, me ofrecieron trabajo sin buscarlo, un amigo me ofreció vivienda donde pude estar una buena temporada, hice buenos amigos. La gente es, en general, muy amable y siempre he oído que todo el mundo te quiere ayudar. Recuerdo hace 15 años que, si te veían por la calle con un mapa, te paraban a preguntar si podían ayudar. ¡Me sorprendió tanta amabilidad cuando todo el mundo me había dicho que los ingleses eran sagaces y cerrados!

–¿Qué profesión desenvolupa en Londres?
He cambiado de profesión varias veces. Empecé en un restaurante de cocinera porque me gusta cocinar, después trabajé de diseñadora gráfica, que es lo último que estudié antes de marcharme de Tarragona. Tres años después de haber llegado, viajé a la India por unos meses y allí decidí que quería dedicarme a algo donde pudiera ayudar a la gente y cambié de profesión. Empecé trabajando de trabajadora social con personas con discapacidad mental y síndrome de Down. En el hospital he hecho varios trabajos que me han dado la experiencia y educación necesarias para la tarea que desarrollo ahora. He hecho de ayudante de fisioterapeuta y de terapeuta ocupacional, ayudante de psicólogo. Hace unos años conseguí el trabajo que quería, que es trabajar en rehabilitación, pero con la posibilidad de hacerlo de una forma más artística, eso ayuda mentalmente a los pacientes, a superar el trauma tan grande que les ha cambiado la vida de un día por el otro. Soy coordinadora de Actividades Artísticas y voluntarios para pacientes en rehabilitación después de haber sufrido un derrame cerebral o un accidente traumático en el cerebro. Coordino terapia de la música, terapia del Arte, danza, música, actividades de ocio, etc. Y también estoy al cargo de seleccionar y supervisar voluntarios que vienen al hospital a pasar tiempo con los pacientes.

–¿Sigue teniendo fecha de vuelta?
Supongo que siempre lo tienes en la cabeza, se añora la familia, el sol, la playa, especialmente en verano. El invierno se hace largo, pero la flexibilidad al coger las vacaciones me permite marcharme algunas semanas hacia sitios más cálidos. Esta flexibilidad de trabajo que te dan aquí, en Cataluña quizás es más difícil encontrar.

–¿Cómo ha cambiado Londres en quince años?
Ha cambiado muchísimo y sigue cambiando, no siempre para mejor. La vivienda se ha vuelto muy cara. Se ha vuelto todavía más cosmopolita. Lugares que antes no habrías pisado ahora están de moda. El nivel de vida ha crecido, pero los sueldos no. Antes había mucha libertad artística y musical en todas partes encontrabas música gratis, arte... Ahora, aunque siga siendo una ciudad muy artística, el gobierno ha cortado muchas subvenciones al arte y a la música. Los servicios sociales y la salud pública han tenido muchos recortes. Cambios positivos: el transporte ha mejorado muchísimo; hay muchos co working spaces; la comida en restaurantes es más barata con más variedad y más lujoso. ¡Ahora tenemos, incluso, los castellers de Londres! Hay muchas más rutas para ir en bicicleta por la ciudad...

—¿Mantiene sus costumbres?
Creo que he adoptado muchas costumbres inglesas: como antes, salgo antes del trabajo, si quieres salir, te encuentras con los amigos mucho antes, no llevo ninguna forma de identificación, consumo té a todas horas, voy al pub después del trabajo en la happy hour , hacemos barbacoas los domingos de verano, el Sunday roast (asado del domingo) en invierno, el English breakfast el fin de semana, los picnics en los parques, digo sorry para todo... ¡A los ingleses les encanta el Karaoke y los còctails, a eso no me he adaptado! A veces, encuentro difícil cuando vuelvo a Cataluña, ya que ya no estoy acostumbrada a muchas cosas, por ejemplo la cena a las diez de la noche.

–¿Qué lugares, que no sean los turísticos tradicionales, recomendaría de Londres?
–¡Recomendaría subir a cualquier autobús e ir hasta el final de línea y volver! Se ven cambios increíbles de una zona a otra. El autobús numero 11, por ejemplo, pasa por sitios muy turísticos pero también por otros que no lo son. ¡Sin embargo, cuanto más lejos vaya el autobús, más cambios se verán! BrickLane no es turístico y es muy curioso, especialmente cuando está el mercado, también Columbia Road el domingo con el mercado de las flores. Dalston y Stoke Newington es la nueva zona de moda. Hampstead Heath es un parque muy grande que es bastante central, uno se puede perder, es más como un bosque que un parque. Hay tres lagos donde nos podemos bañar. Little Venice es otra buena ruta y, si a alguien le gusta andar , hay rutas por el lado del canal que son increíbles.

–¿Recuerda alguna anécdota curiosa de cuándo llegó, hace ahora 15 años?
–Lo primero que me sorprendió fue la diversidad cultural que hay, eso me encantó. ¡Los pubs cerraban a las once y media! A las once, tocaban una campanilla para indicar que podías pedir la última ronda, ahora eso ya no está porque las restricciones no son las mismas. ¡Recuerdo que toqué la campanilla sin saber que eso también quería decir que invitabas a toda la barra! La otra cosa que me pareció chocante es que aquí no es obligatorio llevar ninguna forma de identificación, de hecho, conozco a muchos ingleses que no han salido nunca del país que no tienen pasaporte o ningún carnet de identidad.

–¿Cree que Londres sigue siendo un buen sitio donde ir a buscar trabajo?
–Sí, creo que sigue ofreciendo muchas posibilidades, pero tienes que estar abierto al cambio cultural. Yo me adapté muy bien desde el principio y la ciudad y la gente me ha acogido muy bien. Sin embargo, tienes que venir con la mente abierta y todos los principios son difíciles, pero sigue siendo una tierra de oportunidades.

–¿Qué es lo que más echa de menos de su casa, en Cataluña?
Mi familia, lo que más... ¡También echo de menos la claridad y la luz del día, las terrazas en verano y el sabor de los vegetales!
Temas relacionados
Comenta el contenido
Diari MesDiari Mes es una marca registrada de Tamediaxa, S.A.

Redacció i administració: Carrer Manuel de Falla, 12 Baixos. Tarragona

977 21 11 54

Redacció a Reus: Carrer Monterols, 36 2n. Reus

977 32 78 43

diari.mes es un medio
auditado por OJDInteractiva
Diari Mes

Con la colaboración de:
Diari Mes