x

Nos gustaría enviarte las notificaciones para las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
Buscador de la Hemeroteca
Català
Secciones

Tarragona Reus Costa Daurada

Tarragona
24.36 º
12.96 Km/h
Reus
El col·lectiu, integrat per persones que no tenen llar o no poden mantenir-la, reclama una sortida.

Familias con pocos recursos intentan ocupar un bloque vacío en Mas Iglesias

El colectivo, integrado por personas que no tienen hogar o no pueden mantenerla, reclama una salida.

Familias con pocos recursos intentan ocupar un bloque vacío en Mas Iglesias

Mossos las desalojaron pocas horas después de acceder al 1-I de la calle Pau Gargallo y han acampado en los porches «hasta que nos den alguna solución»

Actualizada 07/12/2018 a las 13:01

Un grupo de personas accedieron el miércoles a las viviendas del número 1-I de la calle Pau Gargallo con la intención de «recuperar» todo el bloque para instalar familias que, según explican, no disponen de recursos para procurarse o mantener un hogar. La promoción, en Mas Iglesias, se encontraría cerrada desde que se acabó de construir, pero está preparada para vivir allí. El activista Jorge Fernández explica al Diari Més que la Guardia Urbana detectó su presencia en el inmueble pocas horas después de que entraran pero no los instó a marcharse. Sí que lo hicieron, un rato más tarde, los Mossos d'Esquadra, que, según el relato de Fernández, «sacaron a las familias de los pisos y las hicieron salir a la calle, fuera del bloque» el mismo día de haber llegado.

En total, cuando se produjo la intervención policial, se habían ocupado de manera irregular seis viviendas, pendientes de que otras dos familias «en situación de necesidad» se establecieran en dos pisos más para completar el edificio entero. El colectivo ha decidido, con este panorama, acampar en las puertas del bloque, «día y noche, hasta que nos den una solución». En el lugar están destinada las 24 horas una pareja de la Guardia Urbana y también está presente de forma permanente un vigilante de seguridad privada.

Jorge Fernández concreta que entre las familias hay algún menor de edad y que «no es normal que haya tantos pisos cerrados y personas durmiendo en la calle, y no es justo». La voluntad, dice, era «recuperar» el bloque con el fin de dar salida a situaciones que desde los servicios sociales no resuelven. El activista, vinculado a la Plataforma d’Afectats per l’Habitatge Públic i Social (PAVPS) y en Cambrils, asegura que los pisos «estaban abiertos» en el momento de entrar y que «alguien nos avisó de que se podía pasar», pero que ni han reventado las puertas ni han pagado para que nadie lo haga. Las viviendas «no tienen suministro de agua ni luz». Apunta, también, que colgaron en el portal un documento donde informaban de sus derechos y que, «en el momento que los Mossos nos hicieron salir, todas las puertas estaban abiertas». Las personas ya «habían depositado objetos en los domicilios». Entre ellas hay «algunas de las familias que estaban en el número 35 de la calle Sant Magí», donde se hundió una viga en septiembre.

La Guardia Urbana, las 24 horas
Desde Mossos confirman el desalojo y precisan que «se hizo muy pronto y no se habían llegado a instalar». Fuentes municipales detallan que, directamente por su parte, «no tenemos constancia de ninguna ocupación producida sino de que hay unas personas delante del bloque que amenazan con ocupar unos pisos» y que, por eso, el caso se está abordando como «una protesta». Y puntualizan que «servicios sociales han atendido a todas las personas que han ido» y que, en cuestiones como esta, «el interlocutor que reconocemos es la PAH» a la vez que «hay otros agentes con quien trabajamos, como la mezquita». Las mismas fuentes precisan que no hay familias durmiendo en el exterior del 1-I de Pau Gargallo sino que sólo pasan la noche «algunas personas». Servicios sociales, aseguran, «están abiertos y, si hay algún caso de emergencia que requiera algún acompañamiento actuarán». Sobre la presencia las 24 horas de la Urbana, dicen que esta responde a una petición de la propiedad «por los intentos de ocupación» y a una cuestión «de seguridad porque, si alguien manifiesta que hará un acto ilícito, la Guardia Urbana tiene que velar para que no se produzca». «De momento, se ha optado por esta medida mientras se ve cómo evoluciona la situación», concluyen. Representantes de la mezquita As-Sunnah han acudido en las últimas horas al edificio para interesarse por la situación de las personas.
Temas relacionados
Comenta el contenido : Familias con pocos recursos intentan ocupar un bloque vacío en Mas Iglesias
Diari MesDiari Mes es una marca registrada de Tamediaxa, S.A.

Redacció i administració: Carrer Manuel de Falla, 12 Baixos. Tarragona

977 21 11 54

Redacció a Reus: Carrer Monterols, 36 2n. Reus

977 32 78 43

diari.mes es un medio
auditado por OJDInteractiva
Diari Mes

Con la colaboración de:
Diari Mes