x

Nos gustaría enviarte las notificaciones para las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
Buscador de la Hemeroteca
Català
Secciones

Tarragona Reus Costa Daurada

Tarragona
22 º
1.8 Km/h
Les feines per obrir la zona destinada a aparcament i altres del futur equipament al carrer Batan.

Los trabajos para abrir la zona destinada a aparcamiento y otros del futuro equipamiento en la calle Batan.

Ballesol inicia la construcción del nueve geriátrico en los terrenos del Cine Palace

Profirex Derribos SL da por terminada la demolición y ya ha empezado a excavar el sótano de la residencia de la tercera edad

Actualizada 07/08/2017 a las 11:09

La empresa encargada de la demolición del antiguo Cine Reus Palace, Profirex Derribos SL, da por finalizados los trabajos de derribo de las salas de proyecciones y, desde hace más de quince días, prácticamente todo un mes», la contratista ha empezado a trabajar en la construcción de la futura residencia de la tercera edad que gestionará el Grupo Ballesol. Tal como detalla el gerente de Profirex, David García, el proyecto en la calle Batan se centra ahora en la excavación de lo que será el sótano probablemente destinado a parking del geriátrico, con la previsión que las obras en este capítulo acaben «a principios del 2018». A partir de entonces, será una segunda empresa que tomará el relevo en el solar, de casi 2.000 metros cuadrados, para terminar la materialización de la nueva residencia.

García hace un balance «muy positivo» de la actuación de Profirex en la demolición, teniendo en cuenta que las obras se hacían «con los vecinos al lado», y los inconvenientes que los trabajos había generado en uno de los bloques de pisos adyacentes al Palace «fueron resueltos al momento», concluye. Ballesol se aseguró un margen total de hasta tres años para culminar el equipamiento, que se ejecutará en una sola etapa.

La propuesta inicial, recogida en el Plan Especial Urbanístico para el cambio de usos de la parcela –ahora sociosanitarios–, prevé destinar la planta baja de la residencia a «usos comunes», mientras que en las plantas piso se desplegarían las habitaciones de los residentes y el sótano quedaría reservado para aparcamiento –hay programada una plaza para cada seis camas– u otros servicios. El espacio que reste al tercer lado del triángulo que conforman la calle de Batán y el de la Riera de Miró, en Sant Francesc de Paula, se convertirá en una zona ajardinada que «mejore las propiedades de ventilación, vistas y soleamiento».

La documentación plantea la necesidad de que todas las plantas se comuniquen horizontalmente, sin obstáculos, para el correcto funcionamiento de la residencia asistida, que se concibe como «accesible y céntrica» y que «facilita a los residentes mantener el contacto con el entorno».

Cálculos sobre 120 plazas
Con el fin de justificar la viabilidad económica de la residencia de la tercera edad que se levantará a la calle Batan, el despacho GRAMO Arquitectura y Urbanismo –que firma el Plan Especial Urbanístico para la instalación del geriátrico–, contactó con media docena de centros de Reus y el Baix Camp de los cuales «obtuvo los precios medios de renta mensual por usuario». Este apartado fija en 1.559 euros la cantidad que cada residente paga en el mes para permanecer a uno geriátrico de la zona. De lo mismo análisis se extrae que las residencias que hoy se encuentran abiertas superan en todos los casos el 94% de ocupación: el centro que más plazas vacantes acumulaba tenía únicamente 6. Por término medio, el porcentaje de ocupación ascendía a un 97,77%.

Siempre según figura a la misma documentación, y teniendo en cuenta que el Grupo Ballesol todavía no ha aportado públicamente información pormenoritzada de la residencia que levanta en el solar del antiguo Palace, esta tendría capacidad para acoger a unos 120 usuarios. Si se consumaran las 120 plazas, esta sería la residencia mayor con que contara Reus y su entorno, por delante de algunas como Marià Fortuny o Roger de Llúria. Construirla, con una superficie de 4.600 metros cuadrados, supondría una inversión próxima a los 5,44 millones de euros. La cifra comprende los trabajos de derribo del Palace, urbanización del patio interior para los usuarios del equipamiento, el importe que se lleva a la constructora, impuestos, los honorarios y la dirección de obras, entre otros. Sólo la demolición de las salas de cine –que ya se ha llevado a cabo– estaba previsto que supusiera unos 115.000 euros.

Desmantelar las salas
El desmantelamiento del antiguo Cine Reus Palace arrancó a principios de abril, justo pocos días después de que el equipamiento bajara definitivamente la persiana en un acto multitudinario que concluyó con la proyección de Marcianos de Marte, de Daniel Villanueva. Parte de las butacas que ocupaban un lugar en las salas fueron a parar, en el marco de la retirada de mobiliario previa al derribo, a la parte audiovisual del Centro de Interpretación del Textil con que cuenta el Pla de Santa Maria, donde serán reinstaladas. Las butacas fueron cedidas por la nueva propiedad, sin ninguna contraprestación económica y únicamente a cambio que los trabajadores municipales de la localidad del Alt Camp las desalojaran del inmueble, tal como hicieron.
Temas relacionados
Diari MesDiari Mes es una marca registrada de Tamediaxa, S.A.

Redacció i administració: Carrer Manuel de Falla, 12 Baixos. Tarragona

977 21 11 54

Redacció a Reus: Carrer Monterols, 36 2n. Reus

977 32 78 43

diari.mes es un medio
auditado por OJDInteractiva
Diari Mes

Con la colaboración de:
Diari Mes