x
Buscador de la Hemeroteca
Català
Secciones

Tarragona Reus Costa Daurada

Tarragona
12.71 º
17.712 Km/h
Kiko Solà Director de la correduría de seguros Fabroker Empresas
Part de l'equip humà de Fabroker davant d'una de les tanques instal·lades que fa un clam a l'empatia en aquests durs moments.

Fabroker.eu despide un año dedicado, más que nunca, a conocer las necesidades de sus clientes y de apoyo a sus trabajadores

Parte del equipo humano de Fabroker delante de una de las vallas instaladas que hace una llamada a la empatía en estos duros momentos.

Cedida

Fabroker.eu despide un año dedicado, más que nunca, a conocer las necesidades de sus clientes y de apoyo a sus trabajadores

Solà explica que han apostado por ofrecer un servicio a la carta a sus clientes priorizando una atención personalizada y ajustándose al contexto del momento para ofrecer facilidades
  • Redacció

Actualizada 14/01/2021 a las 10:51

El 2020 pasará a la historia como el año de las personas, del trato humano y del respeto hacia profesiones que a menudo se miran desde un segundo plano. La gente ha necesitado sentirse comprendida, acompañada y segura. En el sector de los seguros, la correduría Fabroker.eu ha querido dedicar buena parte de sus esfuerzos a estar al lado de sus clientes, contactando con ellos para ayudarlos y saber qué necesitaban. De la misma manera, la familia Fabroker.eu ha estado más unida que nunca y todo el equipo de trabajadores ha ido en la misma dirección. Se cierra un año donde también se ha defendido el camino hecho, doce meses en los cuales Fabroker.eu se mantiene como una de las principales corredurías de Cataluña. Detallamos todos estos elementos con Kiko Solà, director de Fabroker.eu.

-Kiko, en el 2020 ha sido un año diferente en todos los sentidos y ha generado una situación en la cual es necesario que el mundo se ayude y se comprenda, más que nunca, la situación de las personas más próximas. ¿Cómo se ha vivido desde la familia de Fabroker toda esta época de incertidumbre?

—Lo hemos vivido trabajando, atendiendo las necesidades individuales de las personas de nuestro equipo y al mismo tiempo dando el servicio que nuestros clientes nos demandan. Ha sido un tiempo lleno de novedades con circunstancias que nunca hubiéramos pensado, pero cada miembro de Fabroker ha puesto de su parte y pienso que hemos salido adelante lo bastante bien, estamos saliendo adelante mejor dicho.

—Como en empresa, habéis actuado en todo momento favoreciendo a los trabajadores y trabajadoras, evitando haciendo ningún ERTE y apostando mucho por el teletrabajo. ¿De qué forma os habéis organizado? ¿Vuestras oficinas, todos estos meses, las habéis mantenido abiertas?
—Recuerdo el inicio como una conmoción imprevista, la tarde del domingo 15 de marzo. Hablaba con compañeros de Manresa y Lérida, directivos de corredurías similares a la nuestra y mirábamos hacia donde tirar ante un confinamiento estricto e inminente, teniendo en frente el reto de combinar nuestra calidad de empresa esencial con la consecuente necesidad de dar servicio y, al mismo tiempo, preservar como prioridad la salud de nuestra gente. Por suerte, el equipo salió adelante de una forma excelente, facilitamos el teletrabajo a todo el mundo que lo quiso en cuestión de horas. El mismo confinamiento facilitaba el servicio a distancia y con la gente que voluntariamente venía a trabajar mantuvimos abiertas las cuatro oficinas por los trabajos que requerían presencia física. Yo mismo iba diariamente a todas las oficinas, no tan sólo para llevar el material necesario como mascarillas (que al principio no había), gel y mamparas, si no para llevar calor y unión a nuestra gente.

—Por suerte, además, no habéis tenido ningún contagio entre la familia Fabroker y esta es una muy buena noticia.
—Afortunadamente no hemos tenido ningún positivo dentro de la plantilla.
 

Nuestro equipo ha salido adelante de una forma excelente. Hemos fomentado el teletrabajo y la atención en remoto


—Vuestra base, y también parte de la familia Fabroker, son vuestros clientes. ¿Qué servicios los habéis ofrecido durante este tiempo y de qué forma os habéis tenido que adaptar?
—Básicamente les hemos ofrecido un servicio a la carta y los hemos atendido, hasta donde ha sido posible, de la forma que cada cliente nos demandaba. Mucha tele-atención, claro está el teléfono, Whatsapp y el correo electrónico han sido las formas escogidas con más frecuencia por los clientes, si hablamos de particulares. Las relaciones con empresas y corporaciones, sobre todo aquellas situadas por toda España, han pasado por toda clase de programas de reuniones online. Nunca habría pensado que el catálogo fuera tan amplio, pero quién nos ha necesitado presencialmente también nos ha tenido, porque somos y seremos una empresa basada en la relación personal.

—Cuáles han sido las principales demandas de los clientes y como las habéis resuelto?
—Además de las consultas y trámites habituales, hemos tenido que gestionar los pagos de empresas y personas en situación financiera comprometida a causa de la caída de la economía. En este sentido, las aseguradoras también nos han ayudado a ayudar, por así decirlo, y nos han dado facilidades para aplazar pagos, fraccionar recibos y acomodar las necesidades a las posibilidades.

—Toda esta acción social que habéis hecho, que es además un gran ejercicio de responsabilidad social, os ha llevado hace poco a visualizar vuestro compromiso con la instalación de una imagen identificativa del momento y que llega a todo el mundo. Hablamos de la instalación de las vallas donde normalmente hacéis difusión de la empresa y que ahora se han convertido en una gran imagen de apoyo a las personas, con un mosaico de hombres y mujeres con la mascarilla. ¿Por qué habéis hecho esta acción?
—Si tengo que ser sincero, nos lo ha pedido el cuerpo. Cuando hemos hablado del tema con mi socio, Jordi, no hemos tardado ni un momento al compartir el sentimiento que era el momento de mostrar empatía, de dar un abrazo simbólico ya no a nuestra gente o a nuestra clientela, si no a la sociedad donde vivimos, a cualquier persona que está pasando este aprieto que nos ha traído este 2020.

—Qué input, reacciones habéis recibido a raíz de hacer esta acción en las vallas?
—Muchas veces de sorpresa, de ver que invertimos en muestra de solidaridad más que en ansia en vender, y nos han expresado satisfacción en este sentido. Ha sido un poco devolver aquel abrazo simbólico que hablábamos antes.
 

Hemos creado una nueva herramienta que facilitará la busca del mejor seguro según las circunstancias y el vehículo del cliente


—Con toda la parálisis de la actividad que ha traído la pandemia, Fabroker se ha mantenido activa y se ha trabajado en la creación de nuevos productos y acciones. Por eso habéis iniciado la plataforma CRM para las tarifaciones de vehículos. ¿En qué consiste?
—Dentro de nuestra voluntad de mejora continúa y su repercusión directa en beneficio de nuestros clientes, tenemos prácticamente lista la implantación de una herramienta que facilitará la busca del mejor seguro para cada cliente teniendo en cuenta sus circunstancias personales, su vehículo y sus requerimientos. Eso llevará a hacer un análisis objetivo que desemboque en una oferta totalmente a medida del mejor seguro disponible al mercado y al precio más competitivo.

—No tenemos que olvidar que trabajáis de manera constante con el sector de la hostelería que es uno los más tocados del año 2020. ¿De qué manera se traduce vuestro trabajo con este sector?
—Efectivamente la hostelería ha estado especialmente castigada. A menudo al hablar por teléfono desde mi despacho, miraba por la ventana y el primero que veía es el bar del delante del despacho cerrado, días y días. En este caso, nuestro trabajo ha sido adaptar la cobertura aseguradora a las nuevas circunstancias, y por lo tanto en determinados casos disminuir las coberturas, adaptar los seguros de un establecimiento activo a uno cerrado de forma prolongada y, claro está, buscar soluciones a la financiación de las primas.

—Cerramos para olvidar y hay que mirar adelante en positivo. A pesar de todo el vivido, seguís estando entre las corredurías más importantes del estado español. ¿Siempre hay motivos para tener optimismo?
—Está claro que más bien que tarde tiene que salir el sol y, por lo tanto, Fabroker está preparada para alcanzar nuevos retos, incrementando los servicios hacia nuestros clientes y buscando nuevas formas de dirigirnos al público relacionado con las novedades que la sociedad nos enseña cada día. En los alrededores del año 1997, en una comunicación a la clientela, ya se los dijimos: «los tiempos avanzan que es una barbaridad» y ni podemos ni queremos bajar del tren de esta evolución como no lo hemos hecho finos ahora, por lo tanto ya con ganas de salir a saludar al hombre de las narices el último día del año y empezar en el 2021 con el entusiasmo de empezar un nuevo año y un nuevo reto.
Comenta el contenido : Fabroker.eu despide un año dedicado, más que nunca, a conocer las necesidades de sus clientes y de apoyo a sus trabajadores
Diari MesDiari Mes es una marca registrada de Tamediaxa, S.A.

Redacció i administració: Carrer Manuel de Falla, 12 Baixos. Tarragona

977 21 11 54

Redacció a Reus: Carrer Llovera, 18. 1r 1a. 43201 Reus

977 32 78 43

diari.mes es un medio
auditado por OJDInteractiva
Diari Mes

Con la colaboración de:
Diari Mes