x
Buscador de la Hemeroteca
Català
Secciones

Tarragona Reus Costa Daurada

Tarragona
17.24 º
27.72 Km/h
Josep Rull i Andreu Candidato al Congreso de los Diputados por Junts per Catalunya Elecciones 28-A
Josep Rull, exconseller de Territori i sostenibilitat, a Tarragona en una imatge d'arxiu.

«En ningún caso quedarán los escaños vacíos, nunca perderemos el voto»

Josep Rull, exconseller de Territori i sostenibilitat, en Tarragona en una imagen de archivo.

«En ningún caso quedaran los escaños vacíos, nunca perderemos el voto»

Josep Rull dice que «ahora ya sabemos que el Estado está dispuesto a todo para garantizar la integridad territorial de España»

Actualizada 17/04/2019 a las 10:49

Esta entrevista se ha hecho en el marco de las que el Diario Más está haciendo a todos los candidatos de los partidos con representación al Congreso por la demarcación. Aun así, no se ha podido entrevistar el candidato directamente y este ha respondido mediante un cuestionario desde Madrid, donde se está celebrando el juicio de los hechos del 1 de octubre.
—Usted es de Terrassa, pero se presenta por Tarragona. En casi todas las demarcaciones hay presos políticos encabezando las listas de Junts per Catalunya. ¿Pidió Usted presentarse por Tarragona?

—Sí, soy de Terrassa, pero hoy me obligan a vivir en Madrid, en la prisión de Soto del Real, fuera de mi tierra. Y lo estoy por haber sido leal al mandato democrático de la ciudadanía, por haber defendido unas ideas legítimas y nobles. Afronto el juicio en las urnas, el juicio a la democracia. Es la situación excepcional que hoy vive Catalunya aquello que da sentido a esta candidatura. Se me ofreció el privilegio de encabezar la lista de Tarragona y, evidentemente, dije que sí.

—Dice que tiene vínculos con Porrera, al Priorat, y con Pixamoixons, en el Alt Camp. ¿Conoce las problemáticas principales de estas zonas, con respecto a las políticas que se pueden hacer desde Madrid?
—Durante los veinte meses que fui conseller en libertad hice territorio a fondo. Visité 95 municipios de Tarragona, de todas las comarcas de la demarcación. Y en el marco de consejos de alcaldes o en reuniones más amplias para abarcar cuestiones concretas como la N-340 o la situación del Delta de l'Ebre me reuní con 124 alcaldes. Me pude sumergir en la realidad de cada una de las diez comarcas a través de contactos permanentes con entidades y empresas del territorio. Es este bagaje el que pongo a disposición de la ciudadanía de Tarragona.

—¿Cuáles tendrían que ser las prioridades políticas para la demarcación de Tarragona con respecto a políticas que son competencia de Madrid?
—Por una parte infraestructuras: buscar los mecanismos por permeabilitzar los peajes en todas las autopistas, incluida la Pau Casalss con el sistema de la viñeta; desbloquear el A-27; actuar en la N-340 y A-7 y la N-420; desbloquear el Corredor Mediterráneo; hacer el traspaso íntegro del sistema de Rodalies; o incrementar la capacidad de decisión desde el territorio en el Port de Tarragona y el Aeropuerto de Reus. De la otra, las cuestiones medioambientales, especialmente la gestión sostenible del Ebre y de su Delta.

—¿Se ha planteado dejar el escaño vacío en el Congreso, como en el Parlament? ¿O es seguro de que Ferran Bel es candidato a ser diputado?
—Desde un punto de vista democrático, no es concebible que tenga que ejercer de diputado desde la prisión. Si la ciudadanía nos hace confianza, mi escaño no será el de Junts per Catalunya en Tarragona, sino el escaño de Tarragona y para Tarragona en el Congreso de los Diputados. Si se produjera la vergüenza democrática de no dejarnos votar, en ningún caso los escaños quedarían vacíos, nunca perderíamos el voto, nunca.

—¿Le habría gustado una candidatura conjunta con ERC y el Front Republicà?
—Sería lo que nos daría más fuerza y más visibilidad en Congreso y Senado y aquello más coherente con el espíritu del 1 de Octubre basado tres pilares: unidad, transversalidad y determinación. Algunos preferimos que el independentismo sea hegemónico dentro de la sociedad, otros tienen bastante con pretender ser meramente hegemónicos dentro del independentismo. Pero agua pasada no mueve molinos.

—¿Por qué es importante, según su candidatura, estar en Madrid si el objetivo inmediato es la independencia?
—No hay ninguna incompatibilidad entre trabajar por la independencia y resolver los problemas cotidianos y, mientras no lo conseguimos, una parte muy significativa de estos problemas sólo se pueden abordar a las instituciones españolas. No los dejaremos de lado para ser independentistas Ningún tema que afecte a la sociedad catalana no nos puede ser indiferente o secundario. Permítame que cite a Joan Fuster: «Toda política que no hacemos nosotros será hecha en contra nuestra».

—Visto con perspectiva actual, ¿fue acertado que el PDeCAT diera apoyo a la moción de censura y al cambio de gobierno?
—Absolutamente. Por una cuestión de higiene política. Era el Gobierno de las porras del 1 de Octubre, uno de los gobiernos más corruptos de la historia reciente del Estado. Lástima que Sánchez no haya actuado como hombre de Estado y se haya negado a afrontar seriamente el conflicto catalán, desde el diálogo, desde la política y ahora vuelva a amenazar al aplicar el 155. Estamos sometidos a una especie de bucle del miedo.

—¿La independencia sólo se puede conseguir de manera acordada?
—El acuerdo y la transacción son los grandes instrumentos del Derecho Internacional Público. Y de la política. Los mecanismos por los cuales se obtiene el reconocimiento internacional de un nuevo Estado.

—¿Después del juicio y del ciclo electoral qué cree que tendría que hacer el independentismo?
—Esencialmente lo mismo. Tenemos que gobernar el país –en la Generalitat y en los ayuntamientos– con la máxima eficacia y responsabilidad. Tenemos que consolidar nuestra acción como movimiento a favor de los derechos civiles dentro y fuera de Catalunya. Tenemos que incorporar más sensibilidades a la apuesta por la independencia. Tenemos que internacionalizar el conflicto y buscar la solidaridad de las sociedades democráticas. Tenemos que ofrecer diálogo a Espanya y tenemos que insistir en la vía democrática y no violenta para avanzar hacia la independencia.

—El proceso no ha alcanzado su objetivo principal. ¿Qué crítica hace? ¿Se dijo toda la verdad a los ciudadanos?
—Ahora conocemos qué caminos son plausibles y cuáles inviables. Y hemos aprendido, de los errores, efectivamente. Hemos aprendido que nos tenemos que liberar del yugo de los plazos innecesarios y de relatos sin matices. Estábamos preparados por un escenario pacífico. Y desgraciadamente ahora ya sabemos que el Estado está dispuesto a todo para garantizar la integridad territorial de España.
 
Convergente histórico acusado de rebelión
Josep Rull i Andreu nació en Terrassa el 2 de septiembre de 1968. Sus vínculos con la demarcación se limitan a una casa de la familia de su mujer en Porrera –donde pasa los veranos cuando no está en la prisión– y a su abuela, que era de Picamoixons. Licenciado en Derecho por la Universidad Autónoma de Barcelona, ha ocupado cargos públicos ininterrumpidamente desde el año 1999. Actualmente está procesado por el Tribunal Supremo por malversación de fondos públicos y rebelión.
Temas relacionados
Comenta el contenido : «En ningún caso quedaran los escaños vacíos, nunca perderemos el voto»
Diari MesDiari Mes es una marca registrada de Tamediaxa, S.A.

Redacció i administració: Carrer Manuel de Falla, 12 Baixos. Tarragona

977 21 11 54

Redacció a Reus: Carrer Monterols, 36 2n. Reus

977 32 78 43

diari.mes es un medio
auditado por OJDInteractiva
Diari Mes

Con la colaboración de:
Diari Mes