Buscador de la Hemeroteca
Català
Secciones

Tarragona Reus Costa Daurada

Tarragona
24.21 º
14.76 Km/h

El Homrani: «No estábamos preparados por esta situación. Se tiene que ser claro y honesto»

El conseller afirma que habrá que hacer una revisión del modelo de residencias del país con los aprendizajes del coronavirus

Actualizada 09/04/2020 a las 13:09

«No estábamos preparados por esta situación. Se tiene que ser claro y honesto», ha afirmado el conseller de Treball, Afers Socials i Famílies, Chakir el Homrani, en una comparecencia parlamentaria telemática. El conseller ha apuntado que se vive una situación d'«absoluta excepcionalidad» pero ha defendido que todo el mundo «se está dejando la piel». El Homrani ha valorado que la decisión de que el Departamento de Salud asumiera la gestión de las residencias era «necesaria» y ha reconocido que una vez pase la crisis del coronavirus «habrá que hacer una revisión» del modelo de residencias. Ha pedido sin embargo no estigmatizar el trabajo en estos espacios. El consejero|conseller ha reivindicado también que los servicios sociales tendrán que ser un «verdadero pilar» del Estado del Bienestar.
 
El conseller ha reconocido que no estaban preparados para abordar esta pandemia desde el ámbito de trabajo y asuntos sociales pero ha apuntado que eso es «extensible» en cualquier ámbito de la administración. A pesar de eso, ha defendido que desde el inicio de la crisis se ha trabajado y se han tomado medidas para dar respuesta, incluso «adelantándose» a decisiones que más tarde se han tomado en otros territorios.

En el ámbito residencial, ha reconocido que el modelo de residencias por el que se había apostado en Cataluña era «que fueran hogares, que no fueran hospitales» y ha afirmado que la covid-19 «hará replantear» eso. Ha concretado que habrá que variar cuestiones sobre el entorno de las residencias «porque se tienen que reforzar otros (cuestiones)».

El Homrani ha asegurado que la decisión de que Salud asuma la gestión de las residencias «es buena para los residentes» y ha apuntado que eso no hará que ahora Salud se implique más sino que lo seguirá haciendo como lo ha hecho desde el principio». Ha añadido que el objetivo es «asegurar la atención y trabajarlo de la mejor manera posible» y ha defendido que todas las decisiones que ha tomado su consejería|conselleria «ha tenido en el centro las personas».

El conseller ha reconocido que uno de los problemas ha sido la dotación de equipos de protección individual (EPI) y en este sentido ha criticado que la centralización por parte del gobierno español «hizo perder 10 días esenciales». Ha explicado que una vez la Generalitat pudo hacer sus compras lo empezó a hacer y que se han destinado más de 7 MEUR a adquirir EPI para las residencias.

Así, hasta el 19 de marzo se hizo una primera compra de 310.00 mascarillas, 200.000 guantes, 32.000 batas y 10.000 gafas, por valor de 1,6 MEUR. Posteriormente se hizo una segunda compra que se empezó a llegar el pasado fin de semana y que consta de casi 4,4 elementos de protección entre mascarillas de FFP2 (450.000), mascarillas quirúrgicas (900.000), batas impermeables (55.000), guantes (2,7 millones) y gafas (8.000).

También ha apuntado que se ha reforzado el personal ante las bajas generadas por el propio coronavirus, aunque ha explicado que la «eacasez» de EPI también ha dificultado esta tarea al generar una «sensación de miedo» a la hora de trabajar en el ámbito residencial. «Necesitamos que los mensajes sean de mucha más empatía», ha declarado. El conseller ha reclamado «no estigmatizar de forma tan bestia el sector».

En el ámbito laboral, ha concretado que también se han incorporado 240 profesional de mutuas del trabajo en los espacios que han habilitado para poder trasladar residentes.

Precisamente, sobre la tarea de esponjar las residencias y trasladar residentes ha apuntado la dificultad en encontrar espacios que puedan acoger residentes que en la mayoría de casos son mayores|grandes dependientes y que requieren unas adaptaciones especiales. Así ha respondido a las críticas recibidas en este ámbito y ha asegurado que la decisión para determinar espacios para trasladar personas grandes tiene que seguir la «mirada asistencial, mirada sanitaria y mirada de protección».

Ha defendido también la decisión de que las familias puedan llevarse a los abuelos en casa a pasar el confinamiento si se encuentra «en buen estado de salud». Ha defendido la modificación de la orden que lo regula por la falta de tests, ya que en un primer momento era requisito indispensable que se sacó al ver que no había tests|tiestos. Ha defendido pero que las familias que se llevan un residente lo tienen que tener en confinamiento durante 14 días, como si fuera positivo, para minimizar el riesgo de contagio. Ha reconocido pero que serán pocas las familias que se acabarán acogiendo a las medidas por la dependencia de la mayoría de dependientes.

Que los servicios sociales dejen de ser «el hermano pequeño»
El Homrani ha reivindicado el papel que tienen que tener los servicios sociales en el futuro y ha afirmado que tienen que dejar ser «el hermano pequeño» de las patas del Estado del Bienestar. «Habrá que reforzarlo absolutamente», ha declarado, al tiempo que ha reclamado que los trabajadores de este sector «no se sientan infravalorados e invisibilizados».

El conseller ha afirmado que hará falta hacer una «revisión muy grande» y repensar espacios que tienen que permitir detectar de forma rápida infecciones, ofrecer más recursos, más personal cualificado|calificado y poner a las personas mayores en el lugar|sitio que merece.
Temas relacionados
Comenta el contenido : El Homrani: «No estábamos preparados por esta situación. Se tiene que ser claro y honesto»
Diari MesDiari Mes es una marca registrada de Tamediaxa, S.A.

Redacció i administració: Carrer Manuel de Falla, 12 Baixos. Tarragona

977 21 11 54

Redacció a Reus: Carrer Monterols, 36 2n. Reus

977 32 78 43

diari.mes es un medio
auditado por OJDInteractiva
Diari Mes

Con la colaboración de:
Diari Mes