x

Nos gustaría enviarte las notificaciones para las últimas noticias y novedades

PERMITIR
NO, GRACIAS
Buscador de la Hemeroteca
Català
Secciones

Tarragona Reus Costa Daurada

Tarragona
13 º
3.6 Km/h
Las consecuencias del 1-O
Carme Forcadell arribant al Tribunal Suprem.

Forcadell y los miembros soberanistas de la Mesa llegan al Tribunal Supremo

Els membres de la Mesa ja han arribat al Tribunal Suprem.

EFE

Forcadell y los miembros soberanistas de la Mesa llegan al Tribunal Supremo

Los seis están citados a declarar por los presuntos delitos de rebelión, sedición y malversación

Actualizada 02/11/2017 a las 09:51

La presidenta del Parlament, Carme Forcadell, y los miembros soberanistas de la Mesa ya han llegado al Tribunal Supremo de Madrid. Están citados en condición de investigados por los delitos de rebelión, sedición y malversación de fondos públicos. El magistrado Pablo Llarena los ha citado en todos a las 9.30h, sin que se conozca la orden en lo que tendrán que declarar. Todos los citados en el Supremo han atendido el requerimiento judicial y se han presentado ante el tribunal. Aparte de Forcadell, el Supremo investiga también al vicepresidente, Lluís Guinó, la secretaria primera, Anna Simó, el secretario tercero, Joan Josep Nuet, y la secretaria cuarta, Ramona Barrufet. El juez también ha citado al exvicepresidente de la Mesa y presidente del grupo de JxSí, Lluís Corominas. Su declaración ha levantado una gran expectación mediática. A pocos metros, y prácticamente a la misma hora, están citados a declarar el presidente Puigdemont y todos los miembros de su Gobierno en la Audiencia Nacional.

Corominas, Guinó, Simó, Barrufet y Nuet han llegado juntos a pie al Supremo, donde los estaban esperando a sus abogados. Posteriormente, poco después de las 09.00 horas, ha llegado Forcadell en coche. En la puerta de Supremo también lo esperaba su abogado. A su llegada había representantes de varios partidos, como ERC, PDeCAT o Podemos, que han llamado consignas como 'Libertad' y 'No estáis solos'. También había un grupo reducido de personas con banderas españolas que han intentado increpar los investigados, pero la policía española los ha apartado del recinto.

La presidenta del Parlament, Carme Forcadell, y los otros cinco miembros soberanistas de la Mesa de la cámara están citados a declarar como investigados en el Tribunal Supremo este jueves y viernes, una vez admitida a trámite la querella de la fiscalía por rebelión, sedición y malversación de fondos públicos.

Todos ellos ya son investigados por el Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) por desobediencia y prevaricación, al permitir varias votaciones de resoluciones y leyes suspendidas por el Tribunal Constitucional, pero ahora la causa se podría acumular en el alto tribunal español, tal como ha solicitado la fiscalía.

Para justificar que el delito de rebelión sea investigado por el Supremo, el propio tribunal argumenta que este delito tiene un carácter «plurisubjetivo» y hechos que se pueden producir en varios puntos geográficos, con una «incuestionable vocación territorial proyectada sobre el conjunto del estado». También lo justifica por el hecho que los querellados Forcadell, Corominas, Guinó, Simó y Barrufet, todos menos Joan Josep Nuet, son aforados en su condición de miembros de la Diputación Permanente del Parlament de Catalunya. La Fiscalía incluye Nuet a la causa entendiendo que su actuación está asociada a la del resto, y el Supremo asume la competencia para investigarlo.

Posible conspiración para la rebelión
Los magistrados que han admitido la querella apuntan que la instrucción tendrá que servir para precisar si los actos son constitutivos de un delito propiamente de rebelión y abren la puerta a tipificarlo como un delito de conspiración para la rebelión, creado para los casos en que «los conspiradores no superan la fase meramente preparatoria».

El auto establece que la investigación tendrá que determinar si cometieron un delito de rebelión (artículo 472 del Código Penal), penado con entre 15 y 30 años de prisión, o si los hechos se inscriben en un delito de conspiración para la rebelión (477 del Código Penal), que establece una pena de entre 3 años y 9 meses y 15 años de prisión. Se sumarían las penas por supuestos delitos de malversación de fondos, pero no por sedición, que quedaría englobado dentro del delito de rebelión o de conspiración para la rebelión.

El Supremo ha incluido esta posibilidad de delito de conspiración para la rebelión aunque el fiscal no lo recogía a la querella que presentó este lunes, hecho que podría implicar el debate interno en los órganos judiciales por la dificultad en vincular los actos que han tenido lugar en Cataluña en el componente de violencia necesario para poder condenar a alguien por rebelión.

Según justifica a la querella el fiscal general del Estado, José Manuel Maza, la violencia que requiere la acusación de rebelión «no exige que se esgriman armas, ni combate, ni violencias graves contra las personas,» basándose en la jurisprudencia del Tribunal Supremo sobre el golpe de estado del 23-F porque «los rebeldes nunca pueden asegurar que su alzamiento será incruento, sin víctimas y sin vertido de sangre». El auto del Tribunal Supremo, sin embargo, no recoge de momento esta tesis.

Con respecto a los delitos de sedición y malversación de fondos --que también les imputa la fiscalía-- el Supremo señala que se determinará también durante la instrucción si los querellados han permitido que se dedicaran «ingentes fondos públicos para llevar a cabo el referéndum ilegal».
Temas relacionados
Diari MesDiari Mes es una marca registrada de Tamediaxa, S.A.

Redacció i administració: Carrer Manuel de Falla, 12 Baixos. Tarragona

977 21 11 54

Redacció a Reus: Carrer Monterols, 36 2n. Reus

977 32 78 43

diari.mes es un medio
auditado por OJDInteractiva
Diari Mes

Con la colaboración de:
Diari Mes