Buscador de la Hemeroteca
Català
Secciones

Tarragona Reus Costa Daurada

Imatge d'ahir, vora dos quarts de vuit del matí, al servei d'Urgències de Joan XXIII, amb pacients en un dels passadissos.

Imatge d'ahir, vora dos quarts de vuit del matí, al servei d'Urgències de Joan XXIII, amb pacients en un dels passadissos.

Cedida

El servicio de Urgencias de Joan XXIII se colapsa la primera noche del año

Quince pacientes esperaban en camillas en los pasillos, aunque se resolvió abriendo el ala de una planta. El Sant Joan de Reus también está a pleno rendimiento

Actualizada 03/01/2017 a las 21:40

La gripe, que ya superó el umbral de epidemia la última semana, empieza a hacer estragos entre la población tarraconense, y el hospital Joan XXIII y el Sant Joan de Reus, referentes en el territorio, lo están notando de lleno. De hecho el reusense ya hace varias jornadas que soporta una asistencia mucho más elevada del habitual.

En Tarragona, a la noche del primer día del año, el servicio de Urgencias de Joan XXIII se colapsó. Al cambio de turno de las 10 de la noche, 15 pacientes quedaban ingresados en camillas en los pasillos de la zona de atención médica. No había bastantes box para meter en todos los hospitalizados. Durante la madrugada, la situación se fue relajando y, a las seis de la mañana, restaban 9. Urgencias se vio saturada en parte, porque 18 pacientes estaban pendientes de pasar a las camas de planta.

El Instituto Catalán de Salud, el gestor del hospital, no niega esta situación, aunque añade que durante la jornada de ayer se fue abriendo habitaciones de un ala de la quinta planta del edificio B, con el fin de sacar presión al servicio de atención urgente. Se trata de un espacio que actúa, según la institución, «de cojín, cuando hay picos de demanda». Son habitaciones dobles, destinadas a meter pacientes de todas las especialidades del hospital que no tienen lugar en la planta que les correspondería. Durante la jornada se habilitaron cinco dobles, que se suman a la que ya se había abierto a toda prisa de madrugada. El sindicato mayoritario de Juan XXIII, la CGT, denuncia a este diario que por la noche sólo se pudo abrir una de las habitaciones porque no había lo suficiente personal por ofrecer servicio en esta planta, obligando a algunos pacientes a quedarse en los pasillos de Urgencias.

Agustí Aragonés, portavoz del sindicato, denuncia que la dirección del hospital «falló al no prever que el fin de semana podría aumentar el número de pacientes por la epidemia de la gripe». Según relata, los fines de semana no se realizan contrataciones de personal eventual para reforzar un determinado servicio, lo que hace que los trabajadores del turno se las tengan que apañar como puedan. Además, «el domingo por la noche, la dotación de personal habitual es insuficiente», apunta a Aragonés, si bien, la dirección del hospital tomó ayer por la mañana la decisión de incorporar además profesionales de enfermería al servicio de Urgencias, con una enfermera, un auxiliar y un celador más, en cada uno de los tres turnos.

Así, a primera hora de la tarde no quedaba ya ni un solo paciente esperando en el pasillo , aunque la afluencia seguía siendo muy elevada, con la sala de espera llena a tope. El ICS explica que el hecho de contar con esta ala vacía, a total disposición del nivel de demanda, hace difícil que se puedan producir imágenes de pacientes esperando en camillas en los pasillos de Urgencias como sucede en otros hospitales de forma casi continúa. «En este sentido nos da mucha tranquilidad tener este espacio porque tenemos la posibilidad de ir abriéndolo y cerrando en función de las necesidades», apuntaban desde el ICS. Según exponen, estas habitaciones dobles permiten ofrecer a los pacientes «un espacio más digno» que un pasillo y «una mayor intimidad». La CGT reclama que esta planta se mantenga abierta durante todo el año, independiente del nivel de demanda, con el fin de evitar episodios como lo que se vivió el domingo, cuando la afluencia asistencial sobrepasó el espacio disponible y no se pudo poner en marcha el ala a tiempo. «No puedes improvisar», dice tajante Aragonés.

La CGT exige a la dirección del hospital que el aumento de tres trabajadores por turno, al servicio de Urgencias se consolide y no sea un hecho excepcional, «tendría que ser la dotación normal, no puntual. Y en momentos de máxima demanda como, aumentarla todavía más», remarca el sindicato, que ya ha conseguido 3.500 firmas por presionar a la dirección.

En Reus, también a pleno rendimiento
En el hospital Sant Joan de Reus la situación no es demasiado diferente de la de Tarragona, también a causa de la epidemia de la gripe. «Estamos como estamos, con mucha actividad», explicaban desde Sagessa, al gestor del centro. A pesar de que, el centro referente del Baix Camp ya hace días que tuvo que ampliar la atención urgente ante el colapso: el hospital reusense habilitó 15 camas de observación del servicio de Urgencias como box de atención médica y trasladó la quincena de plazas de observación a la segunda planta del hospital. Así, en estos momentos el servicio de atención urgente cuenta con 53 plazas: 38 box y 15 más de observación. Con todo, la dirección del centro no descarta ampliar el número de puntos de atención, si la actividad se incrementa todavía más en las próximas semanas, «Si es necesario, sí. Es una cosa que no se descarta», apuntaba al portavoz.
Temas relacionados
Twitter DiariMes Twitter

@Diari_Mes

Envía tu mensaje
Diari MesDiari Mes es una marca registrada de Tamediaxa, S.A.

Redacció i administració: Carrer Manuel de Falla, 12 Baixos. Tarragona

977 21 11 54

Redacció a Reus: Carrer Monterols, 36 2n. Reus

977 32 78 43