Buscador de la Hemeroteca
Català Compartir
Secciones

Tarragona Reus Costa Daurada

El juez da la razón a la profesora del INS Domènech i Montaner

El magistrado considera improcedente la evaluación de no continuidad que llevó a cabo el centro
  • Maria Lucea

Actualizada 17/06/2016 a las 17:32

Un magistrado del juzgado del contencioso administrativo de Tarragona falló ayer en favor de la profesora del INS Domènech y Montaner, Rosa Maria García, que denunció al Departament d'Ensenyament, por procedimiento improcedente de la no renovación de su contrato.

La demandante alegaba irregularidades en el informe donde se estipulaba que no continuaba en el centro el curso 2015-16. La profesora, que en todo momento defendió que el motivo real de la no renovación era su baja por maternidad, defendía que «el procedimiento no era correcto».

La afectada pidió la baja por maternidad durante el curso 2014-2015, hecho que propició que al principio de septiembre ya no estuviera en el centro, y se reincorporó hacia el final del curso. Fue entonces cuando el director la informó que no la renovarían y ella presentó las alegaciones correspondientes. «Los Serveis Territorials hicieron una resolución y dio la razón al director», exponía. Según, García, a la resolución se presentaba un informe de inspección donde se decía que no había desarrollado correctamente las tareas asignadas durante el curso. La profesora lo rebatió, ya que ningún inspector se había puesto en contacto con ella, tal como está establecido para llevar a cabo correctamente este procedimiento. Fue entonces cuando se realizó una inspección. «El primer informe de inspección no existía. Se hizo posterior a la resolución».

Esta fue la principal prueba que presentó a Rosa Maria García para justificar como errónea la evaluación de no continuidad que emitió el Departament de Serveis Territorials. «El error de forma era muy grave», expuso a la demandante. Además, explicaba, le asignaban unas tareas que no le correspondían, como preparar las matrículas para el próximo curso, tarea que ella realizaba de forma voluntaria. Tampoco había un informe razonado y justificado de la dirección.

Rosa Maria García había trabajado en el centro educativo durante ocho años consecutivos y nunca había tenido quejas de su trabajo. Explicaba que justo el año que decidió quedarse embarazada fue cuándo el centro decidió no renovarla y Garcia acusaba este hecho a su maternidad.

Aunque ayer el juez le diera la razón todavía queda visto por sentencia para que los Serveis Territorials puedan hacer sus alegaciones al respecto. Por su parte, la profesora expone que «mi intención es que declaren nulo el procedimiento».
Temas relacionados
Twitter DiariMes Twitter

@Diari_Mes

Envía tu mensaje
Diari MesDiari Mes es una marca registrada de Tamediaxa, S.A.

Redacció i administració: Carrer Manuel de Falla, 12 Baixos. Tarragona

977 21 11 54

Redacció a Reus: Carrer Monterols, 36 2n. Reus

977 32 78 43