Buscador de la Hemeroteca
Català Compartir
Secciones

Tarragona Reus Costa Daurada

Comprar un pis ocupat o tapiat a canvi d'una rebaixa de preu

Comprar un piso ocupado o tapiado a cambio de una rebaja de precio

En el barrio Gaudí hay varios pisos ocupados que no se pueden vender.

Olívia Molet

Comprar un piso ocupado o tapiado a cambio de una rebaja de precio

Dos de cada 100 compradores aceptan adquirir viviendas con 'ocupas' ofertados por entidades bancarias.
Inmobiliarias de Reus también detectan alquileres ilegales en muchas de estas viviendas.
  • Maria Lucea

Actualizada 11/05/2016 a las 14:06

Elena Martí es agente inmobiliaria de Reus y se ha encontrado, en varias ocasiones, la situación de ir a enseñar un piso a unos clientes y, al llegar, descubrirlo ocupado. Un ejemplo es el piso que tenían en venta en la calle Gornals, donde se encontraron con que no podían acceder porque se había cambiado la cerradura. Martí llamó a la policía denunciante los hechos y forzaron la entrada. Allí se descubrieron «inquilinos ilegales» y la solución pasó para hacer un «contrato precario a las personas que residían allí», explica la agente inmobiliaria.

Este no es un hecho aislado sino que desde Finques Martí y otras agencias inmobiliarias de Reus denuncian esta práctica ilegal, que cada vez parece más habitual. «Nos encontramos bastante a menudo», confirma Martí.

Otra agencia de venta y alquiler de inmuebles afirma haberse encontrado alguna cerradura cambiada. El primer paso que realizaron fue llamar al propietario que, al abrir el piso, vio que ya estaba pinchada la instalación eléctrica y ya se había colocado un contador de luz para cogerla del vecino o de la escalera. Un caso similar les ocurrió también en Fincas Martí. El propietario de un piso nuevo en el barrio Gaudí tuvo que cambiar la cerradura de la puerta e instalar una alarma. «Nos enteramos justo cuando queríamos ir a enseñar el inmueble», explica Elena a Martí.

En situaciones como estas lo que hacen las empresas inmobiliarias es llamar al propietario o entidad bancaria para la cual inicien los trámites judiciales pertinentes en caso de empleo|ocupación o cambien las cerraduras antes de la llegada de inquilinos ilegales y lo denuncien a las autoridades.

La agente inmobiliaria corrobora que cada vez se encuentran con más situaciones de este tipo y asegura que «normalmente estos pisos ya no los ponemos en venta», una vez saben de su estado. También tienen chalets adosados delante del pabellón olímpico y en el Mas Abelló, que no pueden vender. «Todo eso son ventas perdidas».

Ofertas en pisos ocupados
Tal como explica otra inmobiliaria de Reus, las entidades bancarias ofrecen una rebaja en los pisos ocupados o tapiados. Desde la agencia afirman que «mucho poca gente compra pisos con ocupas. Sólo 2 de cada 100 personas». También afirman que, una vez realizada la compra, es el mismo usuario quien tiene que iniciar los trámites jurídicos para echar a los «inquilinos». De la misma manera, quién quiera comprar un piso tapiado tendrá una rebaja, a pesar de que menor, y, si quiere ver el piso físicamente, tendrá que destapiarlo y después pagar el precio del nuevo tapiament del inmueble.

Alquileres ilegales
Otra práctica bastante habitual es ocupar pisos para alquilarlos a terceros como si ellos fueran a los propietarios.

Elena Martí también se se ha encontrado con un caso de estos cuando quería enseñar un piso. Al intentar acceder al inmueble se encontraron con que estaba ocupado por una mujer. Al decirle que se trataba de un piso propiedad de una entidad bancaria, la señora aseguró «que el hombre del bar de debajo le había alquilado por unos meses». Martí pide precaución en el alquiler a particulares, ya que este caso no es un hecho aislado.

Esta situación también se extiende a otros pueblos del Baix Camp. En Fincas Martí tienen también cuatro pisos ocupados en La Selva del Camp, todos de un mismo bloque, así como fincas rústicas. Y en Alforja también tienen el mismo problema.
Twitter DiariMes Twitter

@Diari_Mes

Envía tu mensaje
Diari MesDiari Mes es una marca registrada de Tamediaxa, S.A.

Redacció i administració: Carrer Manuel de Falla, 12 Baixos. Tarragona

977 21 11 54

Redacció a Reus: Carrer Monterols, 36 2n. Reus

977 32 78 43